miércoles, 11 de julio de 2018

Lo que el bosque esconde de Gema Bonnin


Título: Lo que el bosque esconde
Autora: Gema Bonnín
Editorial: Crossbooks
Páginas: 544
Precio: 14,95€
Sinopsis: En Rodian la magia está prohibida, y aquellos que la practican son perseguidos. Neriabeth Rosaleal es una de esas personas, por eso extrema las precauciones cuando se ve obligada a trasladarse a la capital. Viajará en compañía de Kilian Monteyermo, un noble que tiene una importante misión que cumplir para con el rey. En ese viaje se encontrarán con algo que acabará poniendo en juego las vidas de ambos y el futuro de todo el reino, algo que contiene ecos de un pasado y de una historia que aún no se ha cerrado del todo.



***


Empecé a leer este libro con los cinco sentidos puestos en él porque como ya imaginaba iba a necesitar bastante concentración para no perderme en un principio. Este tipo de historias de fantasías mezcladas con magia, acción, aventuras, romance, incluso drama y suspense, aparte de tener muchos personajes, tienen una historia muy compleja, con un mundo totalmente creado por la autora con el que tienes que ir haciéndote poco a poco e imaginándolo en tu mente.

Nos encontramos ante un libro que nos habla de un reino, llamada Rodian, donde conviven nobles y plebeyos habiendo una distinción muy clara entre los dos bandos. Pero, además, también hay hechiceros y brujas que se ocultan entre ambos bandos pues de ser descubiertos, los condenarían a morir en la hoguera y es que en el reino de Rodian desde hace siglos, la magia está prohibida. Según dicen en este reino, todo ser que posea esos poderes no puede ser buena persona ya que son obra del diablo. Nada más lejos de la realidad pues la misma protagonista ha nacido con ese don y su naturaleza es completamente bondadosa. Pero, desgraciadamente no todos son así y es que hay hechiceros que quieren cambiar esa situación utilizando tácticas no demasiado éticas ni moralmente correctas.

Empezaré hablando de los personajes pero como son muchos voy a intentar mencionar a los más importantes. La primera de todas e indudablemente la protagonista es Neriabeth. Es una chica de 18 años que vive en un pequeño pueblo del reino de Rodian, Quaret, en una familia humilde. Neriabeth es una hechicera y como ya he comentado antes, tiene que mantener ese “don” oculto puesto que podría conllevarle un problema bastante grande. Neria me ha parecido valiente y cobarde a partes iguales dependiendo de la situación… En general me ha resultado un personaje agradable y con el que he llegado a empatizar pero hay algunas decisiones que toma que no llego a compartir. Se deja manipular sabiendo el poder que tiene y lo que puede llegar hacer, pero aun así es vulnerable y peca de buena. Kilian es un duque pero no siempre lo ha sido. Es decir, nació siendo un plebeyo pero su amistad con el rey de Rodian y un acontecimiento que tiene lugar años antes, hace que el rey, Lanric, lo nombre duque y, por tanto, pase a convertirse en un noble y además el más cercano y de confianza del rey. Killian es el personaje más relevante dentro del libro después de Neriabeth y, probablemente, uno de los que más cambie conforme va avanzando la trama. Corvec es el hermano de Neriabeth pese a que no ejerce como tal pues deja a Neriabeth prácticamente sola en el mundo y sin pensarlo se mete a monje en un monasterio. Es una persona mala y muy interesada y probablemente al que más he llegado a odiar de todos.  Erwin y Amira son los tíos de Neriabeth que acogen a ésta en su casa después de que sus padres hayan muerto y Corvec la haya “abandonado”. Pero además de ser los tíos, también tienen una relación muy estrecha con Kilian y es a través de ellos donde el destino de Neriabeth y el duque, se cruzará.

Para terminar con los personajes y centrarnos en otros puntos del libro, me gustaría mencionar a algunos que, en mayor o menor medida, tienen cierto protagonismo como son Lanric, el rey de Rodian; Alma y Dameris, la madre y hermana del rey, respectivamente; Maoran, uno de los hechiceros más poderosos; y, Argentia, la hechicera que ayuda a Neriabeth a controlar sus poderes cuando ella apenas sabe usarlos.
A medida que iba avanzando la trama, todo se iba complicando cada vez más y más, con cada personaje que aparecía, con los secretos que guardaban unos y otros y con las traiciones entre ellos hasta el punto de llegar a ser una completa locura que ni me imaginaba como podía llegar a acabar la novela así que, en cierto modo, una de las cosas muy positivas es lo poco previsible que es el libro.

La trama me ha parecido original y bien escrita, con unos personajes que van creciendo y evolucionando conforme avanza la historia hasta el punto de dudar de todo lo que sabían o creían saber hasta ese momento y con alguna que otra sorpresa interesante e inesperada. Aun así, pese a todo eso, no he podido disfrutar tanto de este libro como me hubiese gustado puesto que en algunas ocasiones me ha resultado algo pesado y demasiado lento. Para mi gusto peca de tener muy poca acción en la gran mayoría de páginas. De hecho es en apenas las últimas 60 páginas donde se concentra toda.  

Se podría decir que he sentido una especie de amor/odio y es que el argumento en sí me gustaba mucho pero creo que se podría haber aprovechado algo mejor, haber dosificado más los momentos emocionantes en lugar de concentrarlos tanto y por eso, no me ha terminado de convencer del todo.

Uno de los puntos positivos del libro, y que me ha gustado mucho, es el final. No tenía ni idea de cómo podía terminar todo teniendo en cuenta la de cabos sueltos que habían y lo que se iba complicando por momentos la situación, pero creo que la autora ha sabido concluir la historia de la mejor manera posible. Incluso después de leer la última página, y pese a lo que os he comentado antes, me he sentido con ganas de querer saber más.


3,5/5

3 comentarios:

  1. Hola! No conocía el libro pero no me atrae mucho su argumento así que esta vez lo dejo pasar. Gracias por la reseña.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    Leí el libro y tengo una opinión muy similar a la tuya, la verdad. Es una novela que en sus principios se dedica a asentar muy bien a los personajes y el lugar y es cierto que la acción se concentra toda al final. Creo que es una novela que ha dado todo lo prometido en la sinopsis y por la propia autora y aunque no será de mis favoritos, fue una lectura bastante satisfactoria.
    ¡Gracias por la reseña!
    ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola! Aunque me suelen atraer los libros de este tipo, éste en concreto no me llama lo suficiente como para leerlo ahora mismo. Me gusta lo que comentas de que es poco predecible e interesante. No creo que lo lea en un futuro próximo, pero quién sabe. :)
    ¡Besos!

    ResponderEliminar